Montecarlo es una ciudad celosa de sus tradiciones y cultura, siendo la capital del Principado de Mónaco y rodeada de los majestuosos Alpes Marítimos Franceses y el espectacular mar Mediterráneo, esta ciudad a pesar de su tamaño es un centro de entretenimiento legendario para grandes magnates amantes a los casinos.
Visitar Montecarlo es toda una aventura, la vida nocturna es bastante activa y con una programación muy cultural. Es por ello, que muchos jóvenes han decidido mudarse a esta bonita ciudad. Para ello, éstos, habrán tenido que contratar una empresa de mudanzas que les ayudara con el traslado. Una empresa para este cambio es muy importante, de ahí que se escoja una empresa especializada en mudanzas internacionales o mudanzas en Barcelona u otra ciudad de España.

Lugares de interés que puedes visitar en Montecarlo

El Palacio del Príncipe: en verano se abren las puertas del palacio para que los turistas aprecien esta fortaleza en su interior, donde se pueden conocer detalles del siglo XVI XIII.
Casinos: los amantes de los juegos de azar, pueden disfrutar del interior de estos lugares de entretenimiento adornados con frescos y esculturas de gran valor y belleza.
Barrio El Malecón: es el lugar ideal para ir de compras, pues está rodeado de quioscos de recuerdos que siempre atraen a turistas. También puedes visitar las tiendas más famosas del mundo como Dior y Chanel.
Puerto Hércules: en este lugar podrás encontrar una gran variedad de yates y admirar hermosos modelos.
Catedral de Mónaco Saint Nicholas: una joya arquitectónica construida en 1875 que alberga en su interior un maravilloso órgano y un trono macizo de mármol blanco.
Museo Oceanográfico: inaugurado en el año 1910 por el Príncipe Alberto 1º de Mónaco, fue construido en un antiguo palacio cerca del palacio de la familia del Príncipado Grimaldi. Posee muchísimas especies y se exponen los esqueletos de algunos de los mamíferos marinos.
El Jardín Japonés: es un grandioso proyecto creado por talentosos floristas. El lugar se encuentra rodeado de fuentes, setos de bambú y piedras, así como una acogedora taza de té.
Anímate a visitar Montecarlo y disfrutar de sus bellos jardines, la inmensidad del mar y la diversión que provee la ciudad.

Deja un comentario

Al continuar navegando en el website acepta el uso de cookies, sino abandonelo ahora. Más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar